Desde que el municipio estableció los comercios esenciales durante la cuarentena, un total de 30 locales, entre ellos: hoteles, jugueterías, casa de comidas y heladerías fueron clausuradas.

 

Con motivo del incumplimiento del aislamiento social, preventivo y obligatorio, decretado por Nación a raíz de la pandemia, la Dirección de Comercio e Inspección General clausuró a más de 30 comerciantes por no cumplir con la medida.

 

Las clausuras alcanzan a locales que no venden artículos esenciales para la vida cotidiana, sea alimentos, artículos de limpieza o fármacos, los cuales sí tienen permitido la atención al público.

 

 

 

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »